Nuestro correo

marujasaceleras@gmail.com

martes, 14 de abril de 2015

Barranco del Infierno, Vall de Laguar

Después de un mes sin calzarme las zapatillas ya estoy otra vez en marcha; el sábado cayeron 30min a ritmo suaaaave por la ladera del Río Vinalopo y ayer lunes, aprovechando que es fiesta en Elche, casi 15km de senderismo en el Barranco del Infierno, en Vall de Laguar.
Hasta Fleix nos fuimos Luisa, Fran, Joan, elJefe y yo debido a un "servicontrato" que, como ya deberéis saber, es una "farsa vinculante" plasmada en una servilleta de bar, generalmente en alguna de nuestras "Juntás", en teoría el que firma y no cumple paga ronda de cervezas, pero eso ya es otra historia...
La ruta es circular y nosotros la hemos realizado desde Fleix, que es uno de los pueblos que forman en Vall de Laguar, desde allí parte el sendero PR-147 que baja y sube en varias ocasiones el Barranco del Infierno, cuyo lecho alberga el Rio Ebo. Esta zona fue el último reducto morisco en el Reino de Valencia, como curiosidad citar que cuando se fueron los moros, la zona quedo tan despoblada que fue necesario traer familias mallorquinas para repoblarlas.

Como ya he comentado comenzamos el recorrido en Fleix, dejamos el coche a la salida del pueblo, junto a las escuelas municipales y ya vemos los primeros cerezos en flor.
Desde aquí, retomamos la carretera en dirección a Benimaurell y enseguida veremos el desvío a la derecha hacia la Font Grossa y lavadero de Fleix, inicio del recorrido.
Seguimos unos metros por el camino asfaltado y enseguida vemos un desvio a mano derecha, comienza la senda y los "escalones", depende donde leas dan un número de ellos, yo no se los que hay pero son muchos.
Los puntos más relevantes del recorrido son:
 
El Forat, un agujero excavado en la roca que mediante una pasarela de madera nos da acceso al Barranc del Salt, donde de vez en cuando se puede ver una magnífica cascada, por desgracia no hemos tenido esa suerte en esta ocasión.
Seguimos bajando y llegamos al lecho del rio Ebo (o Girona, que así también se le denomina), seco totalmente en esta ocasión, pero peligroso en épocas de lluvia, el barranco es utilizado para hacer barranquismo por los amantes de este deporte y en más de una ocasión ha habido que organizar rescates.
Atravesamos el cauce sin dificultad y comenzamos la ascensión por la otra orilla, casi lo mismo que hemos bajado hay que subirlo ahora por un sendero zigzagueante.
La zigzagueante subida nos conduce hasta el Pou de la Juvea, donde aprovechamos para bombear agua, refrescarnos un poco y tomar un refrigerio a la sombra de los olivos y cerezos.
Al reanudar la marcha, una pequeña subida nos conduce hasta una explanada junto a unas casas. Enseguida retomamos la senda, a la izquierda, que nos conducirá de nuevo al cauce del barranco, antes nos paramos un poco en la Font del Reinós.
Este tramo es el que suele recorrerse como aproximación al barranco deportivo, donde es necesario el uso de material de escalada para superar los diferentes rápeles.
Afrontamos ahora la segunda de las subidas, que nos conducirá hasta les Juvees de d’Alt. Desde aquí, iniciamos nuevo descenso hacia el Barranc de Racons.
Poco después, atravesamos el pueblo y llegamos a la Font de Benimaurell, junto al lavadero del pueblo y ya sólo queda llegar hasta Fleix, final de la ruta.

3 comentarios:

Joan Pérez Botella dijo...

Aqui van algunas fotos más....

https://plus.google.com/photos/110991358347819551924/albums/6137478777745780481

Pampacitrus dijo...

Un recorrido precioso! gracias por compartir vuestro momento y las fotos.

paco dijo...

Rutas con encanto que os buscais, ya me gustaría a mi estar medio en condiciones pa acompañaros. Un saludico.